Utilizamos cookies de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra

Alimentar a tu gatito

Una dieta y nutrición adecuada ayudará a crecer a tu gatito. Aquí encontrarás consejos útiles sobre alimentación e información acerca de la mejor comida para gatitos.

Comida para gatitos, conoce las diferentes opciones

primer-plano-comida-seca-gato

Es posible que parezca que hay una gran cantidad de opciones, pero la buena noticia es que, cualquiera que sea el estilo de vida o condición física de tu mascota, hay una comida de gatito adecuada para él.

La comida para gatitos está especialmente formulada con niveles muy altos de proteínas , esenciales para un crecimiento adecuado, así como niveles más altos de calcio, magnesio, fósforo, zinc y hierro para ayudarle a desarrollar huesos y dientes fuertes y sanos.

En última instancia, a menos que sea por prescripción médica, decidir si le vas a dar tu gatito comida seca o húmeda está completamente en tus manos (¡y por supuesto, en las de tu nuevo amigo peludo!)

Comida seca

  • Las dietas a base de comida seca son fáciles de utilizar y medir, y tienen una vida útil más larga una vez abierto el envase que las de comida húmeda.
  • También ayuda a mantener sanos los dientes de tu gatito. Verás a tu gatito mascar la comida seca enérgicamente, algo que puede ayudar a eliminar la placa bacteriana de los dientes de los gatitos con más edad.
  • Las croquetas más pequeñas de la mayoría de la comida seca para gatitos son fáciles de masticar y tragar para ellos.
  • Puedes darle a tu gatito la cantidad exacta que necesita si lo alimentas con comida seca.

Comida húmeda

  • Algunos gatitos prefieren el olor y la textura de la comida húmeda, ya que huele más fuerte y es más suave que la comida seca.
  • La comida húmeda puede resultar muy práctica, ya que viene en bolsas y bandejas de una sola dosis, ofreciendo siempre a tu gato una comida fresca y fácil de servir.
  • La ingesta de agua por parte de tu gatito aumentará.

Purina produce gran parte de la comida para gatitos líder del mercado, ya sea seca o húmeda.

Se utilizan los últimos avances científicos en calidad, sabor y nutrición para ofrecerte a ti y a tu mascota una excelente opción de recetas y formatos para cada edad y estilo de vida.

Conoce más sobre PURINA® comida para gatitos

Cómo alimentar a tu gatito

Los gatos son animales de costumbres, así que establecer una rutina cotidiana lo antes posible es lo mejor tanto para ti como para tu mascota.

Alimenta a tu gatito en el mismo lugar y a la misma hora todos los días, en una zona tranquila donde pueda relajarse, bien lejos de su bandeja de arena.

Escoge una superficie que pueda limpiarse con facilidad, o utiliza una esterilla de alimentación para gatitos, y utiliza siempre un bol limpio, ya que los gatos son criaturas muy particulares. Algunos gatitos puede que prefieran comer en un tazón plano o platillo (¡esto también puede ayudar a retrasar a los comensales rápidos!).

Si tienes más de un gatito, asegúrate de que sus comederos estén a una distancia razonable para evitar cualquier confrontación. Si tus gatitos no se llevan nada bien, puede que incluso necesites disponer de un área de alimentación completamente separada para mantener la paz.

Servir y guardar la comida

Cuando se trate de comida para gatitos, procura servir la comida húmeda (latas/botes/bolsas) a temperatura ambiente, ya que su olor es más atractivo y es más fácil de digerir. Esto significa sacarla de la nevera aproximadamente una hora antes de comer, o usar el microondas para entibiarla (¡asegúrate de que nunca esté caliente!).

La comida húmeda se estropea rápidamente y puede generar bacterias, así que evita dejarla fuera. Una vez abierta, no guardes la comida húmeda durante más de 24 horas, incluso aunque esté en la nevera.

La comida seca, en cambio, puede dejarse todo el día fuera sin que se estropee. Guárdala en un ambiente seco y limpio, idealmente en un recipiente hermético o en una caja con cierre, para mantener sus aromas y sabor.

¿Qué cantidad de comida debo darle a mi gatito?

Icono de representación 1

Puede que tu gatito crezca con rapidez, y puede que también parezca tener un gran apetito… ¡Pero come más con los ojos que con la boca!. Aquí tienes algunos consejos que te ayudarán a calcular cuánta comida darle a tu gatito.

  • Cuatro comidas al día es lo ideal tras el destete de tu gatito. Si tu estilo de vida no te permite alimentarlo cuatro veces al día, hazlo tres veces, pero déjale algo de comida seca como golosina. Preferiblemente, dale únicamente comida seca; así no tendrás por qué preocuparte si vas a estar todo el día fuera, ya que no se estropea.
  • A medida que se haga mayor, reduce sus comidas a tres veces al día. A los seis meses, puedes darle a tu gatito dos comidas al día. Recuerda, los gatos están acostumbrados a comer poco y con frecuencia —así que, a diferencia de los perros, ¡necesitan ser alimentados más de una vez al día!—.
  • Lee siempre las instrucciones del paquete de comida para gatitos, pero ten en cuenta que están ahí únicamente a efectos orientativos. Puedes consultar al equipo de Atención a Mascotas de Purina si no estás seguro de cuánta comida darles. Lo más importante es que tu gatito mantenga una condición física sana y fuerte. Usa nuestra HERRAMIENTA DE ACONDICIONAMIENTO FÍSICO para controlar la condición física de tu gatito, y consulta siempre a tu veterinario si crees que tu gatito puede tener un peso insuficiente o sobrepeso.

Alimentar a tu gatito con golosinas

Gato estirado en el suelo

Las dietas completas de «comidas principales» están concebidas para que no resulte necesario darle a tu gatito ningún suplemento para cubrir los nutrientes que necesita, pero algunas comidas, como golosinas, tentempiés y algunos alimentos únicamente a base de carne o pescado (comidas «complementarias») no están equilibradas nutricionalmente. Si alimentas a tu gatito con comidas complementarias, asegúrate también de que esté recibiendo una dieta equilibrada y completa de alimentos.

Dar a tu gatito golosinas puede parecer fantástico para estrechar vínculos, pero como todavía está creciendo, hay algunos problemas que hay que tener en cuenta a la hora de darle golosinas.

Las sobras de la mesa no son siempre buenas para tu gatito. La comida humana tiende a ser rica en calorías, pero baja con respecto a los nutrientes que los gatitos necesitan. De hecho, alguna puede ser perjudicial para los gatitos o gatos o provocarle molestias estomacales.

La mayoría de las golosinas para gatos no están diseñadas para gatitos jóvenes y pueden contener muchas calorías. Su gran tamaño también puede provocar asfixia.

Lo mejor es no darles a tus gatitos golosinas hasta que sean un poco más mayores e, incluso entonces, tener cuidado de que las golosinas sean aptas para gatitos. Cuando sean lo suficientemente mayores como para disfrutar de golosinas y tentempiés, éstos no deben constituir más del 10-15% de sus necesidades calóricas diarias, y debes reducir sus comidas principales en una cantidad equivalente.

Comensales exigentes

Gato sentado en el suelo

Si tu gatito aparta la nariz de su comida, ¡no estás solo! Muchos gatitos tienen texturas y sabores favoritos, y rápidamente dejan la comida si ven que algo ha cambiado. Si tu gatito deja de repente la comida o incluso se niega a comer, concierta una cita con tu veterinario, ya que podría ser signo de un problema subyacente. Puedes animar a un gatito exigente a comer así:

  • Cambia el horario de la comida hasta que todos tus familiares hayan comido, y dale de comer en una zona tranquila lejos de ruidos y estrés. También puedes intentar cambiar la comida húmeda por comida seca, o utilizar un sabor diferente.
  • Asegúrate de que su bol esté limpio y de que esa comida seca no se haya estropeado.

¿Qué debo darle de beber a mi gatito?

Gato bebiendo agua

Asegurarte de que tu mascota se mantenga hidratada es tan importante como alimentarla con la comida de gatitos adecuada (especialmente si alimentas a tu gatito con comida seca).

  • Asegúrate de que tu gatito tiene siempre acceso a agua limpia y fresca, pero evita ponerle la comida y el agua en el mismo lugar. Asegúrate también de que la comida y el agua estén bien lejos de su bandeja de arena.
  • ¡Asegúrate de que el bol que utilizas es lo suficientemente bajo como para que gatitos pequeños puedan beber cómodamente de él! Un recipiente de cerámica es más adecuado, pues a algunos gatitos les molestan los reflejos de los recipientes metálicos cuando beben.
  • Si ves que tu gatito rechaza el agua, inténtalo con un recipiente más grande. A algunos no les gusta que sus bigotes rocen los lados del recipiente.
  • Los gatitos no necesitan tomar leche después del destete, por lo que no uses la leche como un sustitutivo del agua. De hecho, los gatitos pequeños y los gatos adultos pueden presentar intolerancia a los azúcares contenidos en la leche, lo que puede causarles diarrea. Incluso la leche especial para gatitos debe considerarse un alimento (o una recompensa), no una bebida. Si los alimentas con leche especial, asegúrate de que está indicada para gatitos con estómagos delicados.

Cómo cambiar la comida de tu gatito

El aparato digestivo de tu gatito es muy sensible, por lo que es mejor evitar cambios en su alimentación, a menos que sea necesario para prevenir problemas digestivos. Para que el recién llegado se encuentre feliz y sano, lo mejor es seguir con el tipo de alimentos que el centro de acogida estuviera suministrándole, a menos que no fuera un alimento nutricionalmente equilibrado. Si tu gatito está indispuesto, rechaza la comida de repente o empieza a comer menos, pregunta a tu veterinario.

Si el veterinario recomienda un cambio en la alimentación de tu gatito, éste deberá hacerse de forma gradual para no causar problemas en su delicada digestión. Puedes realizar los siguientes pasos:

  • Ofrécele la nueva comida y la habitual por separado para que pueda probarlas.
  • Una vez que la haya probado, mezcla un poco de la nueva comida con la habitual.
  • Durante 7-10 días, incrementa la proporción hasta que solo haya comida nueva. Ten paciencia: en algunos casos, el proceso puede ser aún más largo.
  • Si se debe cambiar la dieta del gatito por motivos de salud, consulta a tu veterinario sobre la mejor manera y la duración del proceso.

Si estás sustituyendo un alimento húmedo por uno seco, recuerda que tu gatito va a masticar de forma más activa, va a necesitar más agua y hará repetidas visitas al recipiente de la comida en vez de comer de una sola sentada. Los alimentos secos aportan más energía que los húmedos, por lo que es necesaria una mayor cantidad de comida húmeda para aportar el mismo número de calorías. Sea cual sea la edad de tu gato, debes asegurarte de que disponga siempre de agua fresca.

Cuándo comenzar la alimentación con comida para adultos

Gatito comiendo comida para gato adulto

Aunque a los 6-8 meses ya parecen adultos, siguen siendo gatitos por dentro. Sus huesos se están fortaleciendo y sus cuerpos siguen cambiando. Aliméntalos con alimentos nutritivos para gatitos hasta los 12 meses, cuando ya podrás hacer el cambio a comida para adultos. Echa un vistazo a nuestra guía sobre alimentación para gatos adultos para más información.

Productos Purina para gatitos

Purina fabrica gran parte de los alimentos para gatos secos y húmedos líderes, cada uno de ellos como resultado de los últimos avances científicos en calidad, sabor y nutrición; están diseñados para ofreceros a ti y a tu mascota una amplia gama de recetas y formatos, para todas las etapas y estilos de vida.

Conoce más sobre PURINA® comida para gatitos

share.png SHARE