Conoce quién hay detrás de PURINA ONE® Logotipo de PURINA®
Gato pasando a través de una cortina

Cómo educar a tu gatito

A diferencia de lo que ocurre con los perros, ciertamente es casi imposible adiestrar a un felino, teniendo en cuenta que el carácter de algunos gatos no siempre lo permite. Aún así, con paciencia y constancia, sí que puedes conseguir que aprenda ciertas normas útiles. Cuanto antes empieces a educarlo, mayores serán tus posibilidades de éxito, porque cada gato es único y tiene reacciones diferentes.

Tu gatito puede aprender a reconocer su nombre y acudir cuándo lo llamas, sobre todo si lo asocia a experiencias agradables como comer, jugar o recibir caricias.

¿Cómo educar a un gato?

Para educar a un gato con éxito, no te apresures a querer que aprenda más de una cosa a la vez, y recompénsalo cada vez que realice correctamente una nueva actividad. Una vez que ya haya adquirido el comportamiento que buscas, recompénsalo solamente de vez en cuando. Para ello, puedes utilizar su alimento favorito o bien un snack que él apreciará como una golosina saludable.En esta línea, te recomendamos los snacks Purina Felix, que contienen proteínas, vitaminas y ácidos grasos Omega 6.

También es importante reforzar la orden que desees que realice tu gatito indicándosela verbalmente. Pronuncia siempre su nombre antes de pedirle la acción. Cuando responda correctamente y lo hayas recompensado, puedes volver a practicar. Si no responde a tu orden, podría ser porque estás yendo demasiado rápido y tu gatito no acaba de entender la secuencia. En ese caso, vuelve al inicio, sin estresarlo, hasta que consigas la reacción que deseas.Los felinos son extremadamente astutos.

Aquí tienes algunos consejos que pueden ayudarte a educar a un gato:

  • Educa a tu gato en momentos previos a las comidas. La recompensa alimentaria incrementa su nivel de atención, aunque no se trata de privar a tu gatito de su alimento para motivarle a trabajar.
  • Cuando intentes enseñarle alguna norma, elimina todo tipo de distracciones (televisión, música, etc.), ya que cualquier ruido hará que la sesión de aprendizaje sea imposible.
  • Las sesiones deben ser breves para evitar que tu gatito se canse o se enfade. Un cuarto de hora es una fracción de tiempo ideal para poder mantener su interés.
  • A los gatos, por instinto, les gusta rascar, escalar y cazar. Acostumbran a subirse a la mesa porque pueden observarlo todo desde cierta altura. Si ves que esta actitud está unida a intentar arañar muebles, cortinas u otros, formula un “no” consistente y llévalo a su rascador.
  • No te enfrentes a él ni intentes castigarlo. Los gatos tienen un gran sentimiento de dignidad y es fácil herirlos. Cualquier agravio humano les ocasiona dolor, y puede causarles trastornos psicológicos que afectarían mucho vuestra relación.

RECUERDA

  • Edúcalo en momentos previos a la comida
  • Elimina todo tipo de distracciones
  • Hazlo en sesiones breves para evitar que se canse
  • No te enfrentes a él ni intentes castigarlo
Descubre más consejos según la edad de tu gatito