Utilizamos cookies de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar y analizar tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra

Tonquinés

  • PeloCorto
  • AseoMenos de una vez a la semana
  • RuidosoAlto
  • ActividadAlto

Descripción

El tonquinés es un gato de tamaño mediano, con constitución oriental, cabeza suavemente redondeada y orejas anchas bastante separadas. Los ojos se muestran más abiertos que la forma oriental clásica y su color abarca desde el verde al azul claro. Posee un cuerpo bien equilibrado, firme y musculoso. El pelaje del tonquinés es corto, ceñido al cuerpo y de textura fina, suave y sedosa. La máscara, las orejas, las patas y la cola son mucho más oscuras que el cuerpo y se funden suavemente con el color de este. El tonquinés puede presentar diferentes colores.

Origen

El tonquinés es el resultado del cruce entre un siamés y un burmés, por lo que muestra características de ambas razas. Bastante ignorado cuando se desarrolló por primera vez en América en la década de 1950 como "siamés dorado", tuvo que esperar hasta su reaparición en la década siguiente como "tonquinés" para ver aumentar su popularidad.

País de Origen

América

Otros nombres

Siamés dorado

Personalidad

El tonquinés tiene la misma naturaleza cariñosa y amistosa que sus primos burmeses y siameses. A estos gatos les gustan las personas y son ideales para convivir con toda la familia; además, son curiosos e inteligentes. Se les puede enseñar a hacer trucos y necesitan juguetes y juegos para entretenerse. Les encanta la compañía, por lo que habrá que buscarle un compañero si va a quedar solo en casa durante bastante tiempo. Es bastante comunicativo y se sentirá feliz parloteando contigo y siguiéndote a todas partes.

Salud

En la actualidad, no existe constancia de problemas hereditarios específicos de los tonquineses. Como todos los gatos, los tonquineses necesitan vacunación para protegerse de las enfermedades, así como un control antiparasitario periódico y chequeos veterinarios anuales.

Nutrición

Cada gato es único y tiene sus particulares filias, fobias y necesidades en lo que a alimentación se refiere.  No obstante, los gatos son carnívoros y cada gato debe obtener de su comida 41 nutrientes concretos diferentes. La proporción de estos nutrientes variará dependiendo de la edad, del estilo de vida y de la salud en general, por lo que cabe esperar que un enérgico gatito que todavía está creciendo necesite un equilibrio de nutrientes diferente al de un gato mayor menos activo. Es necesario prestar atención a la cantidad de alimento necesaria para mantener 'un estado físico ideal' de acuerdo con las pautas de alimentación y atendiendo a las preferencias individuales con respecto al tipo de comida (húmeda o seca).

Aseo

El pelaje corto del tonquinés no necesita un cuidado especial, pero estos gatos disfrutarán de la atención que se le presta durante el cepillado.
share.png SHARE