Cuidado de perros de razas pequeñas

Campo o ciudad: pros y contras para la salud de un perro mini

Puede parecer obvio que un perro está más sano y es más feliz en el campo que en una zona urbana.
A fin de cuentas, el campo tiene muchos espacios amplios y abiertos, y ofrece al perro aire fresco y libertad de movimiento. Pero cuando se trata de la salud de un perro de raza pequeña y su bienestar, el factor más importante es tener un dueño atento y cariñoso. De hecho, tanto el campo como la ciudad tienen sus pros y sus contras. Estos son algunos de ellos.
Campo y ciudad para perros mini

Campo y perros mini

Ventajas del campo para la salud los perros de raza pequeña

La abundancia de aire fresco y espacio para pasear en el campo es una ventaja muy clara para cubrir las necesidades de un perro en salud. Pero recuerda, “el campo” significa muchas cosas: un pueblo pequeño, una aldea, un lugar aislado en medio de cultivos o hasta una zona silvestre. No todos estos entornos son iguales; algunos presentan mayores riesgos para la salud de un perro que otros. Los perros adoran la libertad de correr en espacios abiertos. Ante la duda de cómo entrenar a un perro pequeño, el campo es la opción que ofrece mayor espacio para ello. Para los perros de campo, los paseos suelen ser sin correa mientras lo miran desde la distancia. Esto es casi imposible en la mayoría de entornos urbanos —salvo aquellos parques en los que los perros pueden ir sin correa—, cuyas multitudes no suelen acoger bien a los perros que no están bien socializados.

Desventajas del campo para los perros de raza pequeña

Como los perros de campo no suelen ir con correa, puede que se vean en peligro con mayor frecuencia. El tráfico es menos denso, pero los camiones, los trenes y los autobuses ocupan las carreteras igualmente y puede que los conductores estén menos atentos que los conductores de ciudad en caso de que un animal cruce de repente. También tendemos a pensar que la contaminación de la ciudad expone a un perro a sustancias químicas más tóxicas pero, por desgracia, los perros de campo que deambulan libres por espacios abiertos menos mantenidos pueden sufrir más fácilmente una intoxicación por pesticidas, herbicidas, fertilizantes, cebos para ratas, anticongelantes y charcos de aceite de motor que afectan gravemente a la salud. Y, como puede que el dueño de un perro de campo no tenga al perro controlado en la propiedad en todo momento, quizá no se dé cuenta de inmediato si el animal está enfermo. Esto puede poner al animal en mayor riesgo, sobre todo porque el tiempo transcurrido entre que el dueño se da cuenta de que algo va mal y el animal llega al veterinario más cercano puede ser considerable. Y puede que el viaje sea largo. (Lo mejor que puede hacer un dueño en este caso es llamar al veterinario para que te dé recomendaciones de primeros auxilios antes de un largo viaje sin una intervención inmediata en el hogar).

Consejos para los dueños de perros de campo

Es esencial que los habitantes del campo tengan bien controlados a sus perros pequeños. Enséñales dónde pueden y no pueden ir. Al oír un coche, debes entrenarlo para que se calme y se aleje de la carretera en lugar de ladrar o salir a perseguirlo. Protégelo de las maquinarias agrícolas o de cualquier zona donde puedan aplicarse o almacenarse productos químicos. Ten cuidado cerca de otros animales de granja y no permitas que los persiga o se meta en sus recintos.



Ciudad y perros mini

Ventajas de la ciudad para los perros de raza pequeña

La vida en la ciudad tiene un gran beneficio para los perros pequeños: los dueños y sus perros mini viven en lugares cerrados. Esta proximidad e interacción constantes es su propia recompensa y, a la vez, al dueño le es más fácil notar cambios en las conductas del animal, incluso reconocer antes si está enfermando.

Desventajas de la ciudad para los perros de raza pequeña

Muchos perros que viven en ciudades no son tan activos como sus congéneres de campo y puede que se les agasaje con más comida de la que necesitan. Así pues, la obesidad es un riesgo para los perros de ciudad. Tener sobrepeso puede aumentar el riesgo de cáncer, de desarrollar problemas en las articulaciones y otras enfermedades, lo que acorta su esperanza de vida. Si es el caso de tu perro mini, recurrir a una gama de pienso para perros con sobrepeso es ideal para cuidar su salud. [https://www.purina.es/perro/one/mini/productos/comida-seca-weight-control] Otros riesgos de salud para un perro que vive en la ciudad incluyen: - Fácil acceso a la basura, a los huesos de pollo y otros alimentos, así como a las colillas tóxicas que ensucian las calles. - Caídas desde lo alto de un edificio. - Puertas de ascensor, que pueden atrapar al perro. - Encontrar el cebo para ratas, chicles (su ingrediente común, el xilitol, es tóxico para los perros), chocolate (que puede causarles insuficiencia cardíaca), plantas domésticas venenosas, medicamentos para el humano e incluso sustancias tóxicas que los tenderos echan en las aceras para que los animales no orinen cerca. - Los excrementos de las palomas pueden contener el hongo Cryptococcus, que puede ser dañino para los perros. - Y, al igual que los riesgos a los que se enfrentan los perros de campo, los perros de ciudad también pueden encontrar charcos y agua estancada. Ambos pueden contener anticongelante tóxico, así como la bacteria Leptospirosis, que puede causar insuficiencia renal o hepática.

Consejos para los dueños de perros de ciudad

Encuentra actividades que permitan a tu perro pequeño correr más si crees que está cogiendo peso. Si tienes un horario complicado, reserva tiempo para jugar y hacer ejercicio durante el fin de semana. Durante la semana, ¿por qué no contratas a un paseador de perros o le pides a un familiar que ejercite a tu mascota?

Recuerda pasar tiempo con tu perro. ¡A él le encanta tu compañía!

Si estás fuera todo el día, hay guarderías para perros donde puede correr libremente y jugar con otros perros y personas. Procura elegir una de confianza y, antes de inscribir a tu perro mini, asegúrate de tenerlo vacunado, con un buen chequeo y un tratamiento para prevenir parásitos, y que pueda llevarse bien con otros perros. Otra opción podría ser llevarte al perro a trabajar, si las políticas de tu empresa lo permiten. Si no está permitido ahora mismo, puedes sugerírselo a dirección. (Purina aspira a ser líder en alentar a las empresas a que dejen entrar a las mascotas al trabajo. Puedes leer más sobre nuestras iniciativas aquí.

Image
Image
Consejos básicos para mantener a tu perro feliz, sano y bien alimentado.
Cómo mantener a tu perro de raza pequeña saludable y feliz
Elige la nutrición a medida para tu perro.
¡Tu perro es un compañero único, lleno de energía, diversión y curiosidad! Dependiendo de su tamaño y su personalidad, sus necesidades serán distintas.
Explora la gama